lunes, 26 de enero de 2009

DE PREMIOS Y JURADOS


Contábamos hace unas semanas los oscuros y poco éticos entresijos de un premio de novela local (cuyo libro ganador, por cierto, debe estar a punto de ser presentado en sociedad). Pues bien, hace unos días se falló el Nadal (no hace tanto el Planeta), y basta darse una vuelta por algunos espacios de literatura para intuir que el interés y la rentabilidad a menudo prevalecen sobre la calidad literaria. Tal vez asistimos al triunfo del libro como producto de consumo. En fin... no importa que el libro sea mediocre con tal de que reporte pingües beneficios a la editorial. La gran cuestión (para mí al menos) es: si el premio ya está dado de antemano a un determinado autor de éxito ¿en qué diablos estarán pensando las 500 personas que cada año envían sus manuscritos a estos concursos?
Más sobre el Nadal en “La nave de los locos”, de Fernando Valls.



viernes, 23 de enero de 2009

EL PADRE DE PILAR


Este domingo aparece en El País Semanal un reportaje firmado por Benjamín Prado sobre los españoles asesinados durante la Guerra Civil. Historias anónimas repletas de rencor e injusticia con más de setenta años a sus espaldas. Como la de Pilar, a quien vemos sentada junto a los restos de su padre.

(Fotografía: Clemente Bernad)

martes, 20 de enero de 2009

PATRICK MODIANO


En la vida hay fronteras imposibles de cruzar.

PATRICK MODIANO
“En el café de la juventud perdida”.

lunes, 12 de enero de 2009

UN MUNDO CON DEMASIADAS VALLAS


Una valla de 3142 kilómetros separa el estado mexicano de Tijuana del estado norteamericano de San Diego. Y a personas como Jacqueline Huerta de su familia.


(Fuente: “¿Quién es ella?”, de Silvia Fernández. Publicado en ABC, el 11 de enero de 2008. Fotografía: The New York Times)

sábado, 10 de enero de 2009

HAY UNA LUZ ENCENDIDA


La idea es ir dejando un poema al mes. Digamos el día 10. Este de hoy tiene cierto valor sentimental para mi. Además es el primero que ha venido a mi mente, seguramente motivado por el conflicto entre Israel y Palestina. Ahí va:
hay una luz encendida en el último piso de aquel bloque en ruinas
hay una niña asomada a la ventana
y hay una nube de moscas revoloteando alrededor de su pelo sucio
hay un crucifijo tirado en el suelo
y hay un portal con una vieja loca y un perro destripado que aún mueve la cola

hay al final de la calle un descampado con niños jugando a la guerra
hay una televisión rota
un libro medio enterrado en el barro
y hay una margarita de plástico escondida detrás de aquella montaña de escombros

hay junto a los restos de la araucaria unas piedras donde aún toman el sol los mayores
hay en el aire olor a comida improvisada
y hay una melodía que llega de arriba
tal vez del último piso de aquel bloque en ruinas
aquel que tiene una luz encendida a pesar de que hace ya mucho que allá arriba es de día

miércoles, 7 de enero de 2009

VICKY CRISTINA BARCELONA


A día de hoy no conozco forma más espeluznante de quitarse de en medio que atarse al sillón y condenarse al visionado ininterrumpido de “Vicky Cristina Barcelona”, de Woody Allen. Uno, enamorado de cintas como “Manhattan”, “Zelig” o “Sueños de un seductor”, no puede por menos que sentirse anonadado ante este tremendo patinazo del realizador neoyorquino, rebosante de tópicos, convencionalismos, y totalmente previsible. Pero, en fin, para gustos los colores…

lunes, 5 de enero de 2009

PRA(GA)ZA


El silencio que, por lo general, reina tras los muros del cementerio judío de Praga, es sobrecogedor. Uno pasea por el austero sendero que lo recorre y casi puede respirar el sufrimiento y el dolor de los que yacen apilados (el espacio es tan diminuto que, según dicen, hay zonas en las que hay amontonadas hasta doce tumbas, unas encima de otras). Praga es una ciudad preciosa, pero el recorrido por este lugar constituye sin duda el momento más significativo de mi estancia allí. A él ha regresado mi mente con frecuencia durante estos últimos días, en un intento (hasta ahora frustrado) de comprender cómo puede pasar un pueblo, en apenas unas décadas, de víctima a verdugo. Veo atónito en televisión los bombardeos israelíes sobre Gaza, los cientos de muertos civiles, y no puedo sino suscribir las palabras de José Saramago, cuando afirmaba que los últimos gobiernos de Israel habían dilapidado la solidaridad internacional obtenida por el pueblo judío a raíz del holocausto. “Las salvajadas de Olmert y Livni no convierten a todos los judíos en seres despreciables”, dice hoy en su columna del “Diario Público“ Antonio Orejudo. Y para mí estas pocas palabras son toda una lección de vida. Ahora bien, qué difícil debe ser llevarlo a la práctica cuando tienes a tu hijo muerto entre tus brazos.


(Fuente Foto 2: Mohammed Saber/EFE)

sábado, 3 de enero de 2009

ALGO APRENDERÁS


Deambular por determinadas bitácoras no es un ejercicio gratuito. Tiene consecuencias. En mi caso, la principal es que te hacen pensar. Muestran enfoques que tú no habías previsto (o, simplemente, escapan a tus limitadas capacidades). Es por eso que las webs y blogs enlazados a la izquierda están agrupados bajo el título “Algo aprenderás”. Hoy dejo enlazada una interesante reflexión de José Ángel Cilleruelo (leída en su blog “El Visir de Abisinia”) acerca del reciente Premio Nacional a la Mejor Labor Editorial, otorgado a la agrupación de editores Contexto. En ella desmenuza la paradoja de este conjunto de nuevas editoriales independientes que reciben premios en España pero que apenas publican a autores españoles (decantándose por traducir o rescatar a autores extranjeros inéditos o poco conocidos aquí).

jueves, 1 de enero de 2009

¡QUE VIENEN LOS PAVEROS!

El otro día, leyendo un periódico en Córdoba, encontré esta curiosa fotografía, que retrata una Navidad de hace ya muchos años. Cuenta el artículo que por aquellos tiempos, cuando se acercaban las pascuas, los "paveros" hacían acto de presencia por el centro de la ciudad, y la gente se apresuraba a salir a la calle a comprar su pavo. Este hecho era uno de los que marcaba con claridad el inicio de la Navidad.