lunes, 22 de septiembre de 2008

LAS CASAS DEL PARLAMENTO

La belleza existe. Basta con cruzar cualquier día (muy temprano, o muy tarde) el puente de Westminster o sentarse junto a la taquilla del London Eye.

No hay comentarios: